Un Hospi con mucho oficio

21.03.2019

Noche fría y húmeda en la grada, en el césped fue todo lo contrario. Llegábamos con dos derrotas a la espalda y con muchos ojos encima del equipo para ver si habían sido dos tropiezos o al equipo le temblaban las piernas.

Un rival que para no jugarse nada, se dejó el alma, incluso tras encajar el cero a tres a escasos minutos del final. Partido de poco fútbol, mucha falta que interrumpía el juego y un árbitro que se dedicó a frenar la tensión mediante las tarjetas.

Xavi Molist optó por un centro del campo de contención, incluyendo a Juste para ayudar al Almirante García  en ese juego aéreo y segundas jugadas. La apuesta salió bien, la zaga estuvo contundente y apenas concedió ocasiones al ataque verdiblanco, la gente de arriba apretaba y esperaba para salir rápidos en transiciones.

Buen juego exterior de los extremos titulares ayer, tanto en ataque como en defensa. El equipo sabía que tenía que volver a dar un golpe y lo hicieron tirando de oficio, el empate en el Sagnier vuelve a darnos ventaja sobre nuestros perseguidores.

Este fin de semana toca disfrutar de un partidazo frente al UESA, disfrutemos de los nuestros.

CARLOS BAUTISTA.